Mijas Hispano-Musulmana

A principios del siglo VIII (711 d.C.) una fuerza militar integrada por árabes y beréberes dependientes del califato Omeya de Damasco desembarcan en Algeciras y ocupan casi todo el territorio peninsular. De este modo, las tierras de la actual Mijas pasan a la órbita de influencia islámica.Tras la ocupación se produce un proceso de arabización en el que la lengua y la cultura se asimilan progresivamente y un proceso de islamización que acabará con la práctica unificación religiosa de todo el territorio bajo el Islam, aunque con una cierta tolerancia hacia el resto de religiones monoteístas (judaísmo y cristianismo).

Moneda musulmanaDe este periodo, que abarca más de 700 años, son pocas las noticias fidedignas sobre Mijas. Sabemos que entre los siglos VIII y IX (durante los emiratos de Muhammad I, al‑Mundir y 'Abd‑Allah) surgen revueltas en las áreas rurales porque la población de estas áreas no acepta el control estatal. La más importante fue la "fitna" (guerra civil) de finales del emi­rato, protagonizada por 'Umar Ibn Hafsun y sus hijos, quienes en torno a Bobastro aglutinarían el malestar social existente. Entre las primeras localidades que se le unirán estarán Awta, Comares y Mixas (Mijas) a las que se fueron añadiendo diversas poblaciones hasta llegar a controlar buena parte de la actual provincia de Málaga y otras áreas colindantes. Más tarde, las Memorias de Abd Allah citarán Mijas como una de las fortalezas entregadas por éste a Tamim b. Buluqqin. A partir de esa referencia se pierde su pista histórica.

Monedas musulmanasDurante la etapa hispanomusulmana debió de producirse un importante crecimiento tanto económico como demográfico en el ámbito de Mijas. En este sentido, tendríamos que, en 1487, en el momento de la conquista de estas tierras por los Reyes Católicos, existían (según las fuentes cristianas) tres núcleos de población distintos: Mixas (Mijas), Osuna (Osunilla) y Oznar (para algunos historiadores Hornillo), además de la fortaleza de Sohayl conocida por los cristianos como Fuengirola.

Por otra parte, el incremento poblacional también vendría sugerido por las numerosas alquerías dispersas por el territorio, atestiguadas en la actualidad por los numerosos restos de cerámica hispanomusulmana que se encuentran por todo el término municipal.

España musulmanaMijas musulmanaLa agricultura era la base de la economía, beneficiada además por la llamada Revolución Verde, introducida en al-Andalus en tiempos de ‘Abd al-Rahman II (822-852), y que acabará consolidándose en el siglo X, siendo el principal producto producido los higos, tal como lo atestigua el viajero andalusí al-Idrisi que menciona en sus textos que estos se exportaban hasta la India, producción que se mantuvo como preferente hasta mediados del siglo XVIII.

A finales de mayo de 1485 los Reyes Católicos (Isabel I de Castilla y Fernando V de Aragón) toman la ciudad de Ronda. De forma inmediata se produce la capitulación de las poblaciones del entorno. El éxito obtenido hizo que se prosiguiese de inmediato las incursiones hacia la costa, donde cae Marbella; prosigue con la toma del castillo de Fuengirola y el arrasamiento de Benalmádena, pero no pueden tomar Mijas y Osunilla que se resisten a las tropas cristianas.

Dos años después, en 1487, se inicia la conquista de Málaga, que cae el 18 de agosto de ese año. Conocida la noticia en Mijas, una delegación de varios vecinos se trasladó a Málaga para negociar la entrega de la población ante el rey Fernando, suponiendo que las condiciones de la rendición serían las que se ofrecían a las localidades que se entregaban sin resistencia, la libertad. No obstante, la resistencia planteada por Mijas en la campaña de 1485 hizo que sus vecinos acabasen como esclavos junto a los de Málaga.